julio-agosto 2017, AÑO XI, Nº 62

logo.png

Editora

Ana Porrúa

Consejo editor

Osvaldo Aguirre  /  Irina Garbatzky
Matías Moscardi  /  Carlos Ríos
Alfonso Mallo

Columnistas

Paulo Ricci
/  Ezequiel Alemian

Nora Avaro
/  Juan José Becerra

Gustavo Bombini
/  Miguel Dalmaroni

Yanko González
/  Alfonso Mallo

Marcelo Díaz
/  Jorge Wolff

Aníbal Cristobo
/  Carlos Ríos

Rafael Arce
/  Ana Porrúa

Antonio Carlos Santos
/  Mario Ortiz

José Miccio
/  Adriana Astutti

Esteban López Brusa
/  Osvaldo Aguirre

Federico Leguizamón
/  David Wapner

Julio Schvartzman

Colaboran en este número

Adriana Bocchino
/  Irina Garbatzky

Matías Moscardi
/  Mario Ortiz

Carlos Ríos
/  Marcelo Díaz

Ulises Cremonte
/  Juan L. Delaygue

Julieta Yelin
/  Alberto Giordano

Luciana Sastre
/  Sebastián Bianchi

Curador de Galerías

Daniel García

Diseño

Galería de: Max Gómez Canle

Max Gómez Canle nació en Buenos Aires en 1972. Se especializó en pintura en la Escuela Nacional de Bellas Artes Prilidiano Pueyrredón. Trabajó como carpintero, realizador escenográfico, restaurador, cocinero, artesano, marquero, letrista y videasta entre otras cosas. Copió pinturas de todos los estilos, y todavía lo sigue haciendo como parte del grupo Amigos del Siglo XX. Fue premiado en el concurso “50ª Aniversario del Fondo Nacional de las Artes” y en el Salón Nacional de Rosario. Recibió el 2º Premio en el certamen “10 años de Bola de Nieve” votado por artistas y el premio “Ignacio Pirovano” al artista joven del año 2007 otorgado por la AACA/AAICA. En 2009 fue seleccionado para exhibir su obra “Ventana” cubriendo la fachada del Edificio Del Plata sobre la avenida 9 de Julio en Buenos Aires. Obtuvo la beca arteBA-FLORA para viajar a Colombia y ganó el Premio Andreani en 2013. Muestra habitualmente en Buenos Aires y en San Pablo, y esporádicamente en otros lugares del mundo.


Sabemos, pero a veces hace falta recordarlo, que una pintura no es solo una imagen. Posee unas dimensiones determinadas, un relieve, una textura. Su presencia material es relevante, el cuadro es un objeto. En sus relativamente pequeñas obras, Max Gómez Canle refuerza este carácter objetual mediante diversas intervenciones. Juega con los formatos, con los marcos, con incisiones en la superficie de la tela. Sus cuadros, como las invenciones que pueblan los libros de Raymond Roussel, son extraños artefactos, mecanismos de relojería ensamblados con la frialdad de un científico y la precisión y delicadeza de un joyero. François Piron, hablando del escritor francés, dice algo que podríamos aplicar a nuestro artista: sus obras son “lugares solitarios, apartados del mundo; museos donde el tiempo ha quedado detenido”.

Como sucede con la obra de Roussel, la producción de Gómez Canle es una peculiar mixtura de academicismo y de cultura popular, plagada de ideas, referencias, guiños y citas que fluyen, como la pintura, de cuadro en cuadro generando una red en la que el espectador es atrapado. Y sin embargo, los paisajes –que comparten un aire de familia, a pesar de que sus referentes abarcan más de cuatro siglos de pintura europea, mediatizada por la “Pinacoteca de los genios”– están completamente inmóviles. El agua no discurre (a lo sumo se arremolina, formando unos extraños ojos), las sombras son extáticas y las aves, en el cielo, nunca detendrán su vuelo. El tiempo se ha densificado. Ya no fluye, o tal vez lo hace de otra manera, no lineal sino sedimentaria. Porque cuando miramos sus cuadros comenzamos a distinguir, amalgamados por la pintura, los diferentes estratos, las caras en los paisajes y a percibir el humor, y las referencias a otros pintores, o video juegos, o dibujos animados. Sus pinturas suelen estar invadidas por inquietantes y geométricas presencias, tan enigmáticas como los monolitos negros de 2001 Odisea del espacio.

Daniel García


Max Gómez Canle - U.P. Tower, 2009, óleo sobre tela, 24x18cm
Max Gómez Canle – Ventana, 2009, óleo sobre tela, 60x80cm
Max Gómez Canle – Ventanas, 2009, óleo sobre tela, 70x113cm
? Max Gómez Canle - María de Medici Pelosa, 2010, óleo sobre tela, 40 x 50cm
Max Gómez Canle - Sin título, 2011, óleo sobre tela, 45 x 30cm
Max Gómez Canle - Voyant naturel, 2011, óleo sobre tela, 40x 50 cm
Max Gómez Canle - Les yeux fermés, 2011, óleo sobre tela, 50 x 40 cm
Max Gómez Canle – Proyección, 2011, óleo cobre y madera, 15x15x7cm
Max Gómez Canle - Le même rouge en même temps (diptyque), 2011 óleo sobre tela, 50 x 120cm
Max Gómez Canle - Marco, 2011, óleo sobre madera, marco y papel, 20 x 20 cm
Max Gómez Canle - El reflejo al amanecer, 2013, óleo sobre papel Somerset Velvet de 505 gr, 34 x 34 cm
Max Gómez Canle - La sombra que toca el horizonte, 2013, óleo sobre papel Somerset Velvet de 505 gr, 40 x 50 cm
Max Gómez Canle - La sombra que ahuyenta a las aves, 2013, óleo sobre papel Somerset Velvet de 505 gr, 40 x 50 cm
Max Gómez Canle - Shadow (after Johan Thomas Lundbye), 2013, óleo sobre tela, 29 x 48 cm
Max Gómez Canle - Oscuridades, 2013, óleo sobre tela, 50 x 70 cm
Max Gómez Canle - El devenir de una memoria, muestra individual en Galería Casa Triángulo, San Pablo, 2013
Max Gómez Canle - Ojos en blanco (hexágonos), 2014, óleo sobre tela y molduras, 46 x 66 cm
Max Gómez Canle - Invasiones mutuas I, 2014, óleo sobre tela y molduras, 90 x 130 cm
Max Gómez Canle - Cielo inanimado azul (marco menguante), 2014, óleo sobre tela y molduras, 90 x 90 cm
Max Gómez Canle - Cielo inanimado azul (desplazamiento lateral), 2014, óleo sobre tela y molduras, 93 x 102 cm
Max Gómez Canle - Los árboles, 2014, óleo sobre papel y molduras, 9 objetos de 31 x 21 cm
Max Gómez Canle - Los árboles(detalle)
Max Gómez Canle - X, 2014, óleo sobre madera, 15 x 10 cm

9 de julio 5769 - Mar del Plata - Buenos Aires
ISSN 2314-1646